El lateral, Pablo Armero fue presentado el día de ayer como nuevo refuerzo del Flamengo de Brasil, tras un acuerdo con el Udinese italiano para su cesión hasta final de año.

“Cuando jugué con mi selección en la Copa del Mundo aquí en Brasil, gustaron mis actuaciones”, afirmó el lateral izquierdo de la selección Colombia.

Armero, sin embargo, ya sabe lo que es jugar en la liga brasileña. El Palmeiras  fue su primera parada en 2009 tras despuntar en el América de Cali. En las filas del ‘Verdao’ coincidió con Luxemburgo, su entrenador ahora en Flamengo.

Tras su temporada en el Palmeiras, Armero dio el salto a Europa de la mano del Udinese italiano. Después fue  cedido al Nápoles en 2013. En 2014 pasó  al West Ham inglés, donde no tuvo una buena actuación. De allí volvió a Italia donde jugó con el Milan, donde no logró acoplarse, razón por la cual el Flamengo tuvo la oportunidad de negociar por el colombiano, “cuando me hablaron del interés de Flamengo, tenía dos o tres opciones de quedarme en Europa. Pero conocía la gran historia del club. Además pensé que podría ser una oportunidad única de jugar para un equipo con una gran hinchada”

Armero fue  titular en los cinco partidos que disputó Colombia en el mundial Brasil 2014, donde además, marcó el primer gol de su selección en el debut ante Grecia, Armero volvió a ser contratado por el Udinese. Aunque, como ya le ocurrió en su primer paso por el club entre 2010 y 2012, el lateral fue cedido, esta vez al AC Milan en agosto.

 

Comentarios

comentarios

Share This